CATALPA

En la ruta de la visita a La Garriga, encontré este exótico árbol que ya había visto en algún otro lugar y que siempre me había llamado la atención, por sus enormes hojas. Hice una breve parada para tomar fotografías al ver que estaba en plena floración y así incluirlo en mi apartado de "Plantas amigas".


Catalpa bignonioides


Catalpa es un género de árboles caducos, pertenecientes a la familia de las Bignoniaceae y nativo de las regiones templadas de Norteamérica, Indias occidentales y Asia oriental.

Su nombre deriva de la tribu nativa norteamericana “Catawba”, que utilizaban su nombre para referirse  a este árbol y que una transcripción errónea lo dejó denominado como Catalpa.




Catalpa bignonioides  es oriundo del subeste de EE.UU. en los estados de Florida, Georgia, Luisiana y Misisipi, en donde se conoce como “indian bean” (Haba india), aunque tiene nombres conocidos como, Catalpa común o Catalpa americana, árbol indio y árbol cigarro, esta última procede del hecho que los indios fumaban sus frutos largos y estrechos como cigarros. El nombre bignonioides, es relativo a la similitud de las flores con las de la bignonia y que son de la misma familia.


Es un árbol caduco, de copa aparasolada y extendida, ramas gruesas y tronco corto, que puede alcanzar una altura de 15 a 18 metros.


Hojas muy grandes con peciolos largos, acorazonadas y bordes enteros, de un color verde muy llamativo, algo más blanquecinas por el envés y con prominentes nervaduras.


Flores en panículas terminales que penden de los extremos de las ramas, acampanadas y pétalos ondulados en los bordes, de color blanco con manchas púrpuras y amarillas en el interior. Florece desde la primavera hasta finales del verano.




Frutos en largas vainas colgantes, como una legumbre, verdes y alargadas, que contienen numerosas semillas pardas y que permanecen en el árbol bastante tiempo.


Se ha naturalizado en todo el mundo y se utiliza como árbol ornamental, para arbolar paseos o en alineaciones de calles, ya que sus grandes hojas producen muy buena sombra en verano y por lo espectacular del tamaño de sus hojas, flores y frutos. 




Se planta a pleno sol y es resistente a las heladas, pero no a los fuertes vientos de los que se debe resguardar.

Precisa suelos permeables, riego moderado y una poda de formación ligera, ya que una poda excesiva podría perjudicar las siguientes floraciones.

Se multiplica por semillas, que se recogen en otoño cuando están marrones las vainas. Es de fácil germinación y una vez ha arraigado su crecimiento es rápido.

Tiene propiedades medicinales sedantes, antisépticas y astringentes. La tribu india Catawba usaba las hojas para hacer cataplasmas con los que curaban las heridas.

You May Also Like

30 comentarios

  1. Muy bellas fotos Montse!
    Aqui en mi ciudad son muy comunes las catalpas, has notado la forma de sus ramas? Tal vez se aprecia mejor en otoño, pero son muy curiosas, forman arcos hacia abajo, muy características. Uno de mis árboles favoritos...
    Saluditos!

    ResponderEliminar
  2. Nunca lo había visto, es una hermosura de árbol,
    que flores más preciosas y muy interesante tu
    comentario.

    Bona tarda Montse

    ResponderEliminar
  3. el parasol de la india! es hermoso! es común por estos lugares.

    besitos, montse*

    ResponderEliminar
  4. Es verdad, Paula, en otoño las grandes hojas quedan colgando y tiene otro aspecto, siempre me llamó la atención este árbol.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  5. Maria Dolors, es que no es de los que más se pueden ver en parques o calles, por eso no lo habrás visto ¡o tal vez no te has fijado, jaja!

    Un besito, guapa.

    ResponderEliminar
  6. Me gusta el nombre de "parasol de la india", le queda muy bien!!

    Mil besos, Rayuela.

    ResponderEliminar
  7. Hola Montse, ¡¡¡La Catalpa!! mi calle está llena, y los alrededores en mi barrio, hasta entonces no los conocía, lo malo que tienen por lo menos aquí ha pasado es que son susceptibles de una plaga que cubre las hojas de algo pegajoso.
    Cuando empieza la floración desprende buen aroma y las hojas son preciosas con forma de corazón y grandísimas, lo de las cataplasmas me ha hecho gracia, porque si eres menudito con un poco de suerte con una grandota te haces una cataplasma de cuerpo entero ji ji ji....
    Besicos

    ResponderEliminar
  8. Bellas y grandes flores las de la Catalpa!!
    De estas las hay hasta en mi pueblo ;D

    Besos

    ResponderEliminar
  9. Se me olvidaba, menudos hojones tienen, eh!!

    ResponderEliminar
  10. Hola Montse que hermoso es este árbol no lo conocía y las fotos siempre son una belleza.
    Hace tiempo que no entraba en mi blog y hoy se me ocurrió darle un vistazo y ahí estaba tu entrada, espero que estés muy bien, un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Que Catalpa tan interesante Montse, las flores me recuerdan a un árbol que aquí le decimos palo de rosa.

    Saludos bonita.

    ResponderEliminar
  12. Montse, son preciosas. En otoño recogimos semillas, ahora tengo una maceta llena de plantas,nacierón muy bien. Besitos.

    ResponderEliminar
  13. GRACIAS: Montse esta flor no la tenia determinada:un abrazo

    ResponderEliminar
  14. Sus flores son muy llamativas. Me recuerda a un helado de nata con tiras de chocolate o canela :)

    ResponderEliminar
  15. Es un árbol curioso, yo lo descubrí hace un par de años. Besos

    ResponderEliminar
  16. Estupendas fotos,me encantan las flores de catalpa con sus delicados dibujos aquí no es que se den muy bien y no abundan pero hay algunas y no dejan de sorprenderme cuando las consigo ver en flor.
    Un beso

    ResponderEliminar
  17. Rosa, tu barrio debe de estar precioso cuando todos estén en flor!!
    Mira, ya había pensado algo parecido, pensaba que podría hacerme una pamela con un de esas hojas grandotas, jaja...

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  18. Raúl, nosotros que siempre andamos mirando las flores pequeñitas mientras tenemos tan a mano las enorme flores de las Catalpas ¡tiene gracia!

    Muchos besos ;)

    ResponderEliminar
  19. Hola Marisol, hace tiempo que se te echa de menos por la blogosfera ¡me alegra que te guste este árbol tan singular!

    Un besito, guapa.

    ResponderEliminar
  20. Chomp, aquí llamamos "palo de rosa" al Tipuana tipu, que también es de origen americano, pero no se parece a la Catalpa, tiene flores amarillas y hojas compuestas.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  21. Cuanto me alegro, Teresa, de que tengas la oportunidad de poner tener una Catalpa en casa, eso de recoger semillas es una buena idea ¡no se me ocurrió!

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  22. Miguel, me alegro muchísimo que ahora ya sepas su nombre, a mi me pasa igual cuando descubro algo que no sabía en otros blogs.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  23. Jajaja!! Pixel, que manera más curiosa de verlo, siempre me gusta tu particular enfoque ¡eres un solete!

    Besitos.

    ResponderEliminar
  24. Elvira, yo ya le había echado el ojo, pero quería tener la oportunidad de fotografiar las flores porque son realmente grandes y bonitas.

    Un besito, guapa.

    ResponderEliminar
  25. Juanjo, algunas especies se ven más por unas zonas que por otras, es normal que te guste porque creo que es un árbol realmente original que sorprende por el tamaño de las hojas y mucho más que las flores, de las vainas tan largas.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  26. Menuda planta, aparte que se ve muy guapa, tiene propiedades sedantes... la flor es preciosa.!!

    Tronadores Guapa!!!

    ResponderEliminar
  27. Meguzta musho grazias a esta payina ueb podre aprovar biologiA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muy bien! Estoy muy feliz de que puedas aprobar Biología, mucha suerte Mr.Ston y un abrazo.

      Eliminar
  28. En Hutar hay uno enorme. Albanchez de Magina

    ResponderEliminar
  29. En Hutar hay uno enorme. Albanchez de Magina

    ResponderEliminar

Bienvenid@ a Botanic Serrat
y muchas gracias por dejar tu comentario.